Logo Sanofi

Ejercicios para personas con artritis reumatoide

Ejercicio físico

La artritis reumatoide (AR) es una enfermedad articular, que afecta a una parte de la población a nivel mundial. Debido a esto, los médicos recomiendan la práctica de ejercicios para personas con AR como parte del tratamiento de esta enfermedad.
Realizar una actividad física que no implique un gran esfuerzo, puede ayudar a aliviar el dolor en las articulaciones y mejorar la movilidad de las personas con artritis reumatoide. Es una de las principales recomendaciones para personas con AR.

¿Qué es la artritis reumatoide?

La artritis reumatoide es una enfermedad articular inflamatoria, que provoca un deterioro progresivo de las articulaciones sinoviales. En casos graves esta enfermedad degrada los cartílagos y huesos.

Las personas con AR experimentan inflamación, rigidez y dolor en las articulaciones. Debido a esto, se pierde progresivamente la movilidad en los brazos, las manos y las rodillas.

¿Cuáles son los síntomas de la artritis reumatoide?

Los síntomas de la AR no son difíciles de reconocer, ya que empiezan con la inflamación, rigidez y el dolor constante en las articulaciones. Por lo general se presenta de forma simétrica en las articulaciones de los brazos o las piernas.

Las articulaciones inflamadas duelen, están tibias o incluso calientes al tacto. Debido a esto, los movimientos en las articulaciones son difíciles y dolorosos. En algunos casos puede presentarse un enrojecimiento de la zona de la piel que protege las articulaciones afectadas.

Sin embargo, es muy importante mencionar que solo un profesional sanitario especializado en AR está capacitado para brindar un diagnóstico preciso y un tratamiento adecuado para la artritis reumatoide.

El deporte como parte del tratamiento de AR

A día de hoy, la artritis reumatoide y el deporte se encuentran estrechamente relacionados. Las investigaciones sobre el efecto del ejercicio físico para la artritis reumatoide han demostrado que es una actividad con resultados positivos, que permite mejorar la movilidad.

Por otro lado, es importante mencionar que un estilo de vida sedentario resulta perjudicial para las personas que padecen AR. La práctica regular de ejercicios para las personas con artritis es de vital importancia, ya que les ayuda a mantener la flexibilidad en sus articulaciones y fortalecer los músculos.

Para los pacientes con AR, los ejercicios físicos recomendados son similares a los de la población sana. De promedio, se sugiere realizar entre 30 y 60 minutos diarios de actividad moderada durante la semana.

¿Cuáles son los tipos de ejercicios recomendables para AR?

Los médicos, fisioterapeutas y especialistas de todo el mundo recomiendan una serie de ejercicios para la AR de bajo impacto como parte del tratamiento.

Existen tablas de ejercicios recomendados para personas con AR. Estas enseñan el tipo, cantidad y frecuencia de los ejercicios, así como los beneficios que aportan a quienes padecen esta patología. Los deportes que impliquen correr o saltar, como el baloncesto o el tenis están excluidos de los ejercicios recomendados.

Los ejercicios, deben evitar actividades físicas de impacto, que provoquen un exceso de presión sobre las articulaciones. Por este motivo, los ejercicios que más benefician a las personas con AR son los de bajo impacto.

Ejercicios para personas con AR: los más beneficiosos

Como ya hemos mencionado, los ejercicios de bajo impacto ayudan en gran medida a disminuir el dolor y mejorar la movilidad en las articulaciones de quienes padecen AR. Entre estos ejercicios tenemos:

  • Ejercicios manuales
    Los ejercicios manuales contribuyen a mantener la movilidad y el fortalecimiento de las articulaciones de la mano. Estos ejercicios se realizan con materiales como pelotas, protectores elásticos o entrenamiento funcional.

 

  • Montar en bicicleta
    Esta actividad deportiva es uno de los ejercicios más recomendados, ya sea usando la bicicleta tradicional o la bicicleta estática. Montar en bicicleta contribuye al fortalecimiento de los músculos de todo el cuerpo y no genera impactos en las articulaciones.

 

  • Nadar
    La natación también es un gran ejercicio, ya que es uno de los deportes más completos que existen y es de bajo impacto. Además, al nadar las personas ejercitan todas las articulaciones del cuerpo.

 

  • Gimnasia
    La gimnasia para la AR previene los cambios en la capacidad motora y ayuda a restaurar las articulaciones afectadas. La gimnasia es considerada uno de los ejercicios más completos que ayuda a fortalecer los músculos y contribuye a mantener su flexibilidad.

 

  • Caminar
    Caminar es una de las actividades más sencillas y beneficiosas para las personas con AR. No requiere de equipos especializados y es necesaria para mantener una vida sana. Eso sí, las personas con AR deben evitar largas caminatas por suelos duros; lo ideal son los suelos más suaves como el césped o la arena.

 

  • Bailar
    El baile ayuda a desarrollar la flexibilidad en las articulaciones y los músculos. Además, contribuye a liberar el estrés y es muy positivo para elevar el estado de ánimo de quienes lo practican.

Practicar ejercicios: beneficios reales para personas con AR

La actividad física moderada es vital en el tratamiento de las personas que sufren de AR. Una práctica constante de ejercicios, contribuye a disminuir el dolor en las articulaciones y ayuda a mejorar notablemente la movilidad y la calidad de vida de las personas con AR

Finalmente, es importante recordar que antes de realizar cualquier actividad física, debe consultar con su médico para saber las recomendaciones específicas sobre ejercicios que más le convienen.

Si deseas conocer  algunos ejercicios de manos para pacientes con artritis reumatoide, puede visita nuestra página web.

 

MAT-ES-2102111/v1/Junio2021